No es lo mismo el sexo a los 20 que a los 40 y aparentemente la hora en que decidas hacerlo cambia mucho en función de la edad.

Según un estudio del Instituto de Neurociencia Circadiana y del Sueño de la Universidad de Oxford, liderado por el investigador Paul Kelley, las parejas deberían tener un reloj sexual según su edad.

Los ritmos circadianos son los intervalos de tiempo propios del cuerpo y van cariando a lo largo de la vida.

Nuestra energía sexual también se ve afectada por estos ritmos y mientras parece que algunas personas están siempre listas para el sexo, la realidad es que hay momentos más adecuados.

A los 20s: Según el experto después de comer aumenta la líbido debido a que un neurotransmisor encargado de inducir un estado de alerta, no supera a la hormona reguladora del sueño.  La mañana no es una buena idea a esta edad.

A los 30s: La libido aumenta con la luz solar, explica Kelley.  Tanto en hombres como mujeres se encontrarán más estimulados por la mañana.

A los 40s: Antes de dormir es la edad ideal, ya que la oxitocina promueve un mejor descanso.

A los 50s: La tendencia de los 40s se mantiene y el horario ideal es cuando están listos para dormir.

A los 60s en adelante: La tardecita es el momento ideal para las personas mayores de 60 años, con la caída de la noche y la llegada del relax.